Bonos en Internet: ¿funcionan o son otra estrategia de Marketing?

Bonos en Internet: ¿funcionan o son otra estrategia de Marketing?

No hay mayor reclamo para que nos decidamos a desembolsar dinero que obtener un regalo. Aunque probablemente los descuentos nos vengan mejor que un producto que no es el que teníamos pensado comprar, es irresistible obtener una gratificación inmediata. Es una técnica que desde hace décadas emplean las revistas, que muchas personas compran por el regalo y no llegan a leer jamás.

Es por esto que en internet son muy comunes los bonos de regalo por suscripciones o por altas en servicios. También se pueden conseguir al realizar compras de un importe mínimo. Lo cierto es que son suficiente reclamo para hacernos picar. Pero ¿cumplen con lo prometido? Normalmente sí, pero siempre con condiciones. Por ejemplo, pueden regalarnos un cheque de 10€ en la siguiente compra pero esta debe ser de productos no rebajados. O bien en una contratación de un paquete de canales televisivos nos regalan una suscripción a Netflix, si bien este paquete debemos mantenerlo por un tiempo determinado.

En el caso concreto de los bonos de casino que ofrecen el reembolso de lo depositado, también es cierto pero con condiciones. Por ejemplo, en algunos casos no se podrá retirar a la cuenta bancaria hasta que no se hayan jugado un número de partidas a un juego concreto. Otras veces, deberemos hacer otros dos depósitos más antes de poder retirar ese dinero. A veces sencillamente no es dinero para retirar sino para gastar exactamente en un título o torneo. Como siempre lo importante es leer los términos y condiciones antes de abrir la cartera.

Para los cofres de experiencias, sobre todo de viajes, restauración y demás, que se pueden adquirir a través de plataformas especializadas, hay que extremar la atención y tener en cuenta las fechas de canje o si obligan a adquirir pensión completa, una segunda noche adicional o si cobrarán aparte las bebidas en el caso de una experiencia gastronómica.

Esto no quiere decir que los bonos sean un timo. Efectivamente, cumplen con lo que prometen, pero debemos tener claro que esto coincide con lo que esperábamos estar adquiriendo, cuánto más por internet. Es importante, por supuesto, conservar cualquier email, orden de pedido o documentación digital en que figuren las condiciones. También una buena herramienta es pagar vía PayPal para poder acogerse a la protección gratuita al comprador, un servicio adicional que puede ser de gran ayuda.

Previous Redes MPLS: entendiendo sus bases (casi desde cero)
Next ¿Cómo combatir un robo de propiedad intelectual en la empresa?

About author

You might also like

Generales 0 Comentarios

Cómo atenuar los graves: ecualizando el sonido en Windows

Todavía recuerdo aquella irresistible oferta en Amazon: se trataba de un sistema de sonido 2.1 Creative por la ridícula cifra de 12 euros. En la descripción ponía algo así: Estos altavoces tienen un

Generales 0 Comentarios

Lirones en el cuarto de telecomunicaciones

Esta mañana nos han compartido la anecdótica noticia de que una familia de 10 lirones se ha alojado en el cuarto de operaciones de una de las mayores empresas alemanas de comunicaciones radio. Imagínense

Generales 2 Comentarios

Uso avanzado de VLC

Hace ya 14 años que salió a la luz esta joya, para mí uno de los mejores reproductores de audio y vídeo que existen de forma gratuita. Con un aspecto

0 Comentarios

Ningún comentario... todavía ;)

Tú puedes ser el primero en comentar este artículo!

Deja un comentario